Apio: Propiedades, datos y remedios naturales

El apio es uno de esos alimentos que muy poco nos imaginamos consumiéndolo por sí solo, pero lo que no sabemos es que este cuenta con muchas propiedades que llega a ser considerado como un “consumo sano e inteligente” por parte de los especialistas de la nutrición.

 Quizás te interese leer: Conoce las propiedades y beneficios que te ofrecen las plantas medicinales 

Nombre científicoApium graveolens
ReinoPlantae
DivisiónMagnoliophyta
ClaseMagnoliopsida
OrdenApiales
FamiliaApiaceae

Beneficios del Apio

¿Para qué sirve el apio? Es una de las preguntas más comunes en torno a este rico y nutritivo alimento, aprende mucho más leyendo este artículo.

El apio representa un consumo sano

Es uno de los pocos vegetales que mantienen la capacidad de resistir a cualquier tipo de cocción a la que se le someta, es por eso que no se ve afectado en la preparación o en la cocina de cualquiera de los usos culinarios que se le quiera dar.

  • Lo que la mayoría de personas ya conoce, es que el apio representa un consumo sano, y a su vez delicioso. Es común notarlo en las ensaladas, pero eso no quiere decir que quede excluido de otros platillos calientes.
  • Puede ser aprovechado a su totalidad. No importa si estamos hablando de sus hojas, o sus semillas. De hecho, en sus pencas están alojadas las mejores propiedades de este en cuanto al sabor que puede aportar, como también a la nutrición que puede otorgarle a quienes lo consumen.

El uso del apio en la cocina

El uso del apio en la cocina es variado, y puede depender de la parte de él que se desee emplear. Por ejemplo, las hojas y las pencas verdes son utilizadas de manera de un condimento en los caldos u otros platos populares.

Posee una parte fibrosa, algo más crujiente, pero a su vez suave, y estas son las pencas del color blanca, o llegando a los tonos dorados. Son aprovechadas mayormente para las ensaladas, y no necesita cocción, ya que se agrega como un ingrediente crudo cortada o en hilos.

En cuanto a las semillas del apio, son usadas de manera de un condimento. Para ello se recomiendan que sean molidas y mezcladas con un poco de sal. En ocasiones también puede mezclarse con el ajo desecado. Es recomendable que sea preparado al momento que se va a consumir.

El apio y los niños

APIO

Si te preguntas para qué es bueno el apio ten en cuenta que aún para las personas más grandes de la casa el sabor del apio puede llegar a ser considerado como algo “fuerte”, y no muy agradable. Los niños entonces muestran una negativa evidente cuando se trata del consumo del apio como parte de su dieta.

Pero, si quieres que los más pequeños de la casa gocen de todos los beneficios del apio, siempre existirán alternativas para que su sabor se vea mejorado por el acompañamiento de otros ingredientes que si tienden a ser consumidos por los niños con regularidad y total espontaneidad.

¿Qué puedes hacer para ello?, encuentra algún libro de cocina y ve en las recetas aquellos platillos atractivos y deliciosos donde se destaque. De igual manera, existe todo un mundo de tutoriales para preparar el apio en diferentes maneras en internet. El jugo de apio es una gran idea ya que va mezclado con manzana y zanahoria.

Deja un comentario